whats-app Vadecompras 629 415 435
teléfono Vadecompras 93 867 56 62
Trucos y consejos para jardines

Trucos de jardinería

El arte de la jardinería no es para todo el mundo, ya que se trata de un oficio que requiere de bastante práctica y de conocer algunos trucos que ayudan a embellecer las plantas de nuestro jardín.

Y ahora que hablamos de trucos, en este post hemos reunido unos cuantos métodos “mágicos” que, usan los profesionales para conseguir un jardín paradisíaco.

Consejos para el trato y mantenimiento de jardines

Leche y cáscara de huevo para dar más calcio

Sí, como lo lees, las plantas también necesitan calcio para crecer, incluso les permite disminuir el riesgo de contraer enfermedades. No olvides que ellas -al igual que las personas y los animales- son seres vivos, así que no es de sorprenderse.

Para que las plantas consigan una buena fuente de calcio, puedes “alimentarlas” con cáscaras de huevo o leche.

En el caso de las cáscaras, es importante que las pulverices lo máximo posible para luego echarlas en la maceta antes de la siembra. Ahora, si no tienes huevos, puedes arrojar leche en polvo a la tierra.

Bicarbonato sódico para endulzar los tomates

El bicarbonato sódico tiene poderes mágicos para hacer que los tomates de tu jardín adquieran un sabor más dulce.

Eso sí, no debes abusar con la dosis porque podrías envenenar la planta. Con echar pequeñas cantidades bastará para que consigas endulzarlas un poco. ¿No nos crees? Compruébalo por ti mismo.

El café para espantar a los caracoles

Como los dijimos en párrafos anteriores, las platas también se enferman. Y uno de los vectores de enfermedades en las plantas son los caracoles de campo y las babosas (que son más comunes en los jardines de casa).

Para evitar este problema recomendamos verter granos de café en las plantas, aunque la cerveza, el té y las cascaras de huevo también ayudan muchísimo a espantar a estos animalitos.

El café para espantar a los caracoles

Sidra podrida para la Glicinia

La Glicinia a veces se pone un poco renuente en cuanto al crecimiento de sus flores. ¿Buscas una solución? Te la tenemos; vierte un poco de sidra podrida en sus raíces y… ¡caso resuelto!

Esto puede parecer un mito, pero muchos jardineros profesionales han avalado este truco que resulta muy efectivo.

Ortigas para hacer tu propio abono

Muchas veces las plantas necesitan de nuestra ayuda para que se mantengan fuertes y sanas. Una forma de ayudarlas es suministrándole nutrientes a través de abonos (orgánicos preferiblemente).

Para producir tu propio abono, llena un recipiente con ortigas fuera de tu jardín y cúbrelas con agua. Luego tapa el recipiente con una piedra y deja reposar la mezcla durante 15 días.

Una vez transcurran las dos semanas, saca las ortigas y vierte esta agua sobre la plantas en una cantidad equivalente a 20:1.

¿Quieres un suelo húmedo? Prueba con telas

Usar telas limpias es un método que puede servirnos mucho cuando vamos a durar varios días fueras de casa, ya que nos permitirá mantener el suelo húmedo durante varios días.

Y es que el tejido de la tela absorbe muchísima agua, por supuesto, este proceso puede transmitirse al suelo (incluyendo las macetas), un vez que incluyes una olla llena de agua.

¿Conoces otros trucos de jardinería que sea orgánica y efectiva? ¡Compártelo con nosotros!

Share this Post!

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección email no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies